El último Rey Negro vive en América

Imagen de admin

El Rey Negro de los Afrobolivianos: Julio Pinedo.

  • En el tiempo de la esclavitud, fue el tráfico más grande de personas de nuestra historia, cayó en las redes negreras, el hijo de un rey congoleño.
  • El actual Rey negro de los afrobolivianos vive en Bolivia, se trata de Julio Pinedo, el apellido lleva de su patrón.

Su Majestad el Rey Don Julio I, la Reina Doña Angélica y el heredero al trono, el Príncipe Rolando, residen en la pequeña ciudad de Murarata, de La Paz (Bolivia).

El día 18 de abril de 1992, fiesta de San Benito, Patrono de la Comunidad Negra de Los Yungas (Bolivia), al ritmo de bombos, tambores y rascas, fue coronado Don Julio I en presencia de todos los afro descendientes bolivianos y numerosos pobladores blancos que llegaron desde diversos puntos para participar en las fiestas. La ceremonia se realizó en la Hacienda del Marqués Pinedo.

«Yo soy el mayor de dos hermanos. Nací el 19 de febrero de 1942. Mi papá nunca pudo reinar. Murió en un accidente. A mí me crió mi abuelo, Bonifacio Pinedo, mi bisabuelo era José Pinedo, ambos trabajaron en una hacienda que actualmente pertenece a la familia Cariaga. Mi abuelo también asumió como rey, y hablaba a menudo de nuestros antepasados. Eso nomás le puedo contar», comentó Don Julio.
 
Según Martín Cariaga, director del Grupo Boliviano de Turismo (GBT) y dueño de la hacienda Mururata, Julio Pinedo es descendiente directo de Uchicho, un príncipe africano que arribó a Bolivia en uno de los últimos contingentes de esclavos, alrededor de 1820, y terminó en la zona de los Yungas, en el norte del departamento de La Paz, trabajando los terrenos de cultivo del Marqués de Pinedo, un hacendado español muy reconocido. 

«A Uchicho lo coronaron en 1832 —relata Cariaga—. Los más ancianos cuentan que su padre, antes de morir, mandó para tal fin su corona, su capa, su bastón de mando y un chaleco bordado en oro y plata. Después, vino Bonifaz, quien, como era la costumbre, adoptó el apellido de sus patrones, Pinedo». Y más tarde, como antes comentaba Julio Pinedo haciendo memoria, la sucesión estuvo protagonizada por don José y don Bonifacio, a quien todavía recuerdan los nonagenarios de la zona. 

La Reina Doña Angélica, mujer inteligente, muy trabajadora y responsable, fue en dos ocasiones, a partir de 1997, alcaldesa de Mururata, y bajo su gestión se consiguió el agua potable y la construcción de la plaza pública, entre otras obras de interés.

Reconocimiento Legal y Proclamación del Rey Afroboliviano

Previamente, la Resolución 2033 del Consejo Departamental, Prefectura del Departamento de La Paz, de fecha 15 de Noviembre de 2007, en su artículo primero, resolvía “en uso de sus atribuciones señaladas en la Ley N° 1654 de Desconcentración de 28 de julio de 1995, reconocer al señor Julio Pinedo, natural de Mururata, municipio de Coroico, provincia Nor Yungas, como REY AFRO – BOLIVIANO”. 

En el artículo segundo, se reclamaba que “por el alto reconocimiento de la Prefectura del Departamento de La Paz al Rey Afro – Boliviano, la población debe mostrar todo el RESPETO, RECONOCIMIENTO Y CONSIDERACIÓN al Señor Don Julio Pinedo”.

Por último, en el artículo tercero, se decidía “fijar el día 3 de Diciembre de 2007 la CORONACIÓN FORMAL del señor Julio Pinedo y la imposición de Signos y Símbolos como Rey Afro – Boliviano”. Los caracteres destacados figuran en la Resolución Original.

Ver vídeo:El Rey Aforboliviano:La última monarquía/Documentales Bolivia.

Califica este artículo: 
Average: 5 (1 vote)
Compartir: 

EL HISPANO en FACEBOOK